Panorama Acuicola 

English | Español

Gracias Trump por hacernos más globales

En la mira25 de abril de 2017

Durante el 2009 desarrollamos un estudio denominado “Diagnóstico del mercado de pescados y mariscos en México”, plataforma del Plan Rector de Acuacultura y Pesca, donde participaron varios investigadores del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste (CIBNOR), atendiendo una demanda de CONAPESCA. Los aspectos bajo mi responsabilidad fueron las alternativas de comercio de los productos en México, y las oportunidades en el comercio exterior.

Por: Alejandro Godoy*

En ese análisis escogimos las especies con mayor volumen y competitividad: el abulón, camarón, langosta, pulpo y atún, principalmente. Consistía en identificar los países mayormente importadores de estas especies, así como los principales competidores, haciendo un balance de las oportunidades en cada especie.  De igual forma, buscamos para el mercado nacional, estudios del consumidor mexicano, pero en 2009 existían muy pocos (como si no le interesaran al productor mexicano).  Por otro lado, México está identificado como mercado objetivo para países como: Chile, España, Perú, Colombia, Estados Unidos, Canadá, China y Vietnam. 

La iniciativa del nuevo gobierno de los Estados Unidos de agregar un impuesto del 30 % a los productos mexicanos, afectará seriamente la competitividad de los productos de la pesca y acuicultura. Principalmente los vuelve más caros y menos atractivos, por lo cual, es el momento de diversificar nuestros mercados, suena fácil, pero es una labor intensa, rápida y precisa.Si en este momento quisiéramos aprovechar nuestros 12 tratados de libre comercio con 46 países y los 32 Acuerdos con otros 33 países, solo tenemos acceso a no más de 10 países de los 78, en gran medida por la homologación de criterios sanitarios con estos países por parte de los acuerdos de la COFEPRIS. Por lo anterior, debemos exigir a nuestras autoridades, acelerar estos criterios, con países que la industria necesita, no con los que ellos decidan. Por otra parte, Pro-México una institución que realiza promoción de exportaciones en diferentes ferias y exposiciones, tuvo un presupuesto en 2015 de 1,800 millones de pesos (88.87 millones de USD). Cuenta con oficinas en 48 países por todo el mundo, pero seguimos exportando el 89 % a los Estados Unidos. También se encuentra Apoyos y Servicios a la Comercialización Agropecuaria (ASERCA) que apoya a productores para asistir a ferias y exposiciones en el extranjero para promocionar sus productos.  Ambas instituciones requieren de propuestas por parte de los productores y establecer objetivos en conjunto para tener  un mayor impacto. Otro aspecto importante es el mercado nacional, donde México es el tercer país importador de filetes de tilapia y basa asiática por el orden de los $250 millones de USD anuales promedio en los últimos 4 años. Urge controlar estas importaciones gradualmente, esto permitirá crecer la producción nacional de tilapia, bagre, carpa, merluza, atún, sierra y sardina. Estas especies se encuentran presionadas por el precio disruptivo de los productos asiáticos, que lejos de beneficiar a la población en términos de nutrición y calidad, la perjudican. 

En conclusión se requiere de una estrategia comercial de varios frentes, la más importante es fomentar las exportaciones, principalmente para especies de alto valor como abulón, langosta, pulpo, camarón y atún. Debemos disminuir gradualmente los cupos comerciales importados en todas las especies, aumentar los análisis de laboratorio para la identificación de antibióticos, incrementar aranceles, verificar el origen de la mano de obra, e identificar malas prácticas de ganancia de peso. Consolidar la producción nacional a través de una mejor oferta de productos de valor agregado, campañas de promoción, que hagan competencia a los productos de importación.Lo que es una realidad, es que somos un país competitivo, tenemos productos de la mejor calidad y es un hecho que ya vendemos en los mejores mercados como Estados Unidos, Europa y Japón. Tenemos que crecer nuestras empresas y aumentar nuestra capacidad de adaptación al cambio, es hora de demostrar de que estamos hechos.Me retiro mis estimados lectores porque estoy desarrollando un “Plan emergente de diversificación de mercados para productores mexicanos”, y así aportar un granito de arena a este nuevo reto. 


*Alejandro Godoy es asesor de empresas acuícolas y pesqueras en México y en Estados Unidos. Tiene más de 8 años de experiencia en Inteligencia Comercial de productos pesqueros y acuícolas y ha  desarrollado misiones comerciales a Japón, Bélgica y Estados Unidos. Fue coordinador para las estrategias de promoción y comercialización del Consejo Mexicano de Promoción de Productos Pesqueros y Acuícolas (COMEPESCA), Consejo Mexicano del Atún y Consejo Mexicano del Camarón.alejandro@sbs-seafood.com



Boletín de noticias


Design Publications

Contenido

Servicios en línea

Redes sociales

Otras publicaciones